Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
R. Tejera
Martes, 16 de mayo de 2017
INAUGURADA EL PASADO VIERNES PERMANECERÁ HASTA EL 17 DE JUNIO

Carlos Madrigal muestra su obra en Alcázar de San Juan de la mano de Marmurán

Guardar en Mis Noticias.

La Galería de Arte Marmurán acoge, desde el pasado viernes y hasta el día 17 de junio, una exposición de Carlos Madrigal, pintor realista, médico de profesión y licenciado en Música, cuya obra se presenta por primera vez ante el público alcazareño.

 

La exposición, según explicó el propio pintor a El Semanal durante la inauguración, recoge unas veinte obras, paisajes, flores y desnudos, principalmente, realizadas durante los últimos seis años e intercaladas entre los numerosos retratos que Carlos Madrigal ha pintado en esta última etapa. Como soportes, lienzo, tabla y cartón.

 

La obra de Madrigal se centra actualmente en esos retratos y sus fines son más creativos que comerciales, aunque, en el caso de la muestra de Marmurán, la intención es vender parte de su obra, por lo que la selección de cuadros se ha hecho desde un punto de vista más comercial, según explica Ángel Maroto, gerente de la Galería. De ahí, tal y como añade el propio Madrigal, las “flores de plástico” que pueden verse en varios óleos de esta muestra, objetos por los que no pasa el tiempo y que interesan al pintor para compensar las prisas impuestas por los retratos, “en los que la pintura dura lo que permite la pose del modelo”.

 

En cuanto a los colores, utiliza siempre tonos apagados, nunca puros. Explica que le gusta moverse en una escala gris y que en su paleta sólo se usan el rojo, el amarillo, el azul, el blanco y el negro.

 

Médico de profesión, “por tradición familiar”, Madrigal asegura que no pinta para ganarse la vida, sino para satisfacer su gran pasión por todo lo relacionado con las Artes, especialmente la pintura y la música . Afirma con orgullo que es “un aficionado, enamorado de la pintura”; y considera que,  “las mejores pinturas del siglo XX están hechas por aficionados”, aunque matiza que siempre pinta con mucha seriedad y rigor.

 

Discípulo de Antonio López, es la primera vez que expone en Alcázar de San Juan, y en la Galería Marmurán, a la que ha llegado a través de su amistad con Pablo Carnero. Ha expuesto en Madrid y Nueva York, y de cara al futuro cercano, según adelantó a El Semanal, está buscando un lugar adecuado para montar una gran exposición con las decenas de retratos (unos 70) que ha realizado en los últimos años (muchos de ellos, fruto de su relación con el parque de bomberos de Madrid).

El Semanal de la Mancha • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress