Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
La Óptica de Antonio
Viernes, 13 de octubre de 2017
La óptica de Antonio informa

La moda en el mundo de la óptica

Guardar en Mis Noticias.

Las gafas, con el paso del tiempo, han experimentado una evolución no sólo en el diseño sino también en los materiales empleados para su fabricación e incluso hasta en su funcionalidad. ¿Quién diría que las "celebrities" de nuestros días acabarían usando las gafas de aviadores de los años 30?


En el s.XIX comenzaron las restricciones del uso del marfil, de modo que los fabricantes de bolas de billar iniciaron la búsqueda de materiales alternativos de origen no animal. Con el descubrimiento del celuloide, industrias como la óptica, se ven beneficiadas ante un elemento de origen vegetal más barato que el carey (caparazón de tortuga) y que facilita la producción en cadena.


La revolución industrial, los avances en la aviación y en el automovilismo demandaron la construcción de los primeros modelos de gafas para la protección ocular como las famosas “Goggle Safety glasses” de los años 20. Los pilotos carecían de capota en sus cabinas y surge la necesidad de incorporar aletas laterales de piel o de metal. Así se evita la entrada en los ojos del sol, de partículas suspendidas en el aire o la desecación por efecto del viento. Estos diseños favorecen también a la clase obrera, hombres y mujeres que comienzan a trabajar con las máquinas.


Por entonces los diseños de aro eran muy sencillos, por lo general circulares, aunque poco a poco surge la necesidad de embellecer las formas y enriquecer el producto. El mundo de la joyería, cercano a la óptica, se encarga de realizar trabajos en oro y se comienza a tallar los aros y varillas obteniendo verdaderas obras de Art Decó.


Hoy día, en esa espiral que es el mundo de la moda, las tendencias recuperan la gafa redonda, los puentes en forma de llave, aparecen las aletas laterales ya no sólo en las gafas de sol sino también en las de graduado. Los metales dorados y los grabados se multiplican en las colecciones y la huella de los tiempos pasados es inconfundible. De modo que podemos decir ¡bienvenidos a los años 20!

Noticias relacionadas
El Semanal de la Mancha • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress