Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Antonio Leal Giménez
Lunes, 11 de diciembre de 2017
Encuentros en la Castelar

Hoy con Juan Vicente López- Gil Escribano y María de la Fuensanta Vives (Más de 50 años de convivencia y 150 años de experiencia en la vida)

Guardar en Mis Noticias.

Por Antonio Leal Giménez

Juan Vicente y María de la Fuensanta, se encuentran en la edad de las personas que ha alcanzado su plenitud vital y aún no han llegado a la vejez. Su sensatez, compromiso, buen juicio y prudencia les permite valorar los hechos para tomar las decisiones con el sentido común que requieren. Nuestro paisano nació en la calle La Virgen, hijo de ferroviario, realizó los estudios primarios en el Colegio de la Sagrada Familia (Monjas Francesas) y en el Colegio Público con D. Lope Castellanos, del que posteriormente fue un muy amigo suyo. Ingresó en la Academia Cervantes para hacer Bachillerato y guarda un imperecedera gratitud a su Director Don José Candel.

 

Ingeniero, Licenciado en Ciencias Económicas y Empresariales. Trabajó durante muchos años en HONEYWELL, una importante empresa multinacional estadounidense que produce una variedad de productos tecnológicos, así como servicios de ingeniería, aplicados a industrias y edificios; también sistemas aeroespaciales. Tuvo el cargo de Director de División y los últimos cuatro años la responsabilidad de la oficina de Barcelona como Director de la misma.Ha sido Catedrático de Enseñanza Secundaria en las disciplinas de Matemáticas y Economía.

 

Transcurrido algún tiempo después de haber concluido el Bachillerato en el entonces prestigioso Instituto Femenino Isabel la Católica del Retiro en Madrid, María de la Fuensanta conoció a Juan Vicente  gracias a un amigo común y a los pocos años, una murciana y un manchego se unieron en matrimonio en el Santuario de la Virgen de la Fuensanta en Murcia, fijando su domicilio en Madrid.

 

Tienen tres hijos y seis nietos. Ambos son aficionados a la literatura, el cine, la música y el teatro. Juan Vicente  siente pasión por los toros y por el Real Madrid  ( aunque me confiesa que el Atlético le cae bien ).  Ambos valoran por encima de todo la AMISTAD.Hoy nos encontramos con el matrimonio que justo el pasado año recibieron un homenaje, junto con otras parejas, por parte del Ayuntamiento de Majadahonda, ciudad en donde residen, con motivo de la celebración de sus bodas de oro matrimoniales. Nos sentamos en un banco junto a la “maquinilla " de asar castañas de Eloy.

 

 

PREGUNTA. Demasiados años fuera de Alcázar de San Juan... ¿Podéis echar una mirada atrás?

 

R.  Juntos hemos experimentado muchas vivencias gratificantes materializadas en visitas y estancias en Alcázar, eso si cortas para lo que hubiéramos deseado. Familia, amigos, celebraciones....han llenado momentos de nuestras vidas y siempre han sido un reclamo para volver.

 

Queremos destacar aquí la entrañable relación con mi hermano José María y su esposa  (también Maruja) en todo lo relacionado con Alcázar a lo largo de los años.El consuelo y compañía de mi esposa  en los momentos de los fallecimientos de mis padres, atenúan los tristes recuerdos producidos por esa mirada atrás.Resumiendo, no nos sentimos  " fuera de Alcázar de San Juan ", ¡ojo! como tampoco de Murcia.

 

 

P. ¿La vida es algo más que "plantar un árbol, escribir un libro, tener un hijo o ser"? John Lennon en una de sus canciones nos cantaba que "la felicidad está dentro de uno, no al lado de alguien". ¿Dónde y cómo la habéis encontrado?

 

R. Uf, el cuestionario entra fuerte; tema filosófico y trascendente. ¡Pero si nosotros no somos filósofos!  Ja, ja, ja  Bueno, hay que intentar salir lo más airosos posible. 

 

A ver  ¿la felicidad dentro de uno mismo? Nos atrevemos a opinar que la felicidad es un concepto abstracto, la felicidad se pone de manifiesto en sensaciones, alegrías, optimismo, planteamientos positivos... El germen de la felicidad se encuentra dentro de uno mismo; la felicidad viene, entra , si el campo interior está abonado. Se manifiesta si encuentra abierta alguna ventana del espíritu, por ejemplo ayudar al que lo necesita ( material ó anímicamente ), la lectura de un buen libro, conversar, escuchar música.....y naturalmente si todo esto lo haces acompañado de tu cónyuge, practicas y disfrutas en mayor grado de la felicidad.

 

Tener un hijo, te llena de felicidad, celebrar con tus hijos y nietos los 50 años de matrimonio, te llena, nos llena de felicidad.Muchas personas pierden las pequeñas alegrías, esperando la "gran felicidad". En nuestro caso, contemplar juntos la salida del sol, emerger como una bola de fuego desde el mar, el cielo limpio, escuchando en silencio  "La mañana" del compositor Edward Grieg, la felicidad no se encuentra, está ahí, con nosotros, nos rodea.  ¡ Así de sencillo!

 

 

P. La vida se construye con experiencias propias.Las experiencias nos construyen como personas, dan riqueza a nuestra vida. ¿Qué  acontecimientos han sido los más importantes en vuestra vida y cuándo ocurrieron? ¿Sois vuestros propios maestros en la vida?

 

R. En mi caso, el acontecimiento más trascendental tuvo lugar con la llegada a Madrid, a la gran ciudad, procedente de un pueblo, con 17 años y ¡pantalón  “bombacho”¡ Tuve que enfrentarme a situaciones nuevas, convivir con otras gentes, habituarme a otras costumbres. Téngase en cuenta que estamos hablando como referencia histórica de una España de los años 50. De gran ayuda resultó la práctica de la amistad, lo que favoreció la aparición y compañía de nuevos amigos. Sin lugar a dudas, todas esas experiencias influyeron notablemente en mi desarrollo como persona.

 

 

P. En la película Forrest Gump,basada en la novela homónima del escritor Winston Groom, hay una escena donde la madre antes de morir, le decía  a Tom Hanks"La vida es como una caja de bombones, porque nunca sabes que te va a tocar".  ¿Se trata de algo que todos sabemos o intuimos al menos; y que parece ser  también que  casi todos obviamos?

 

R. Algunos episodios de nuestra vida están impregnados de incertidumbre, se escapan de nuestro control; unos terminan resultando positivos, mientras otros en cambio llevan la etiqueta de indeseables. En ellos no eres, no te sientes, protagonista y tienes que desplegar tu capacidad de adaptación. Pero otros en cambio sí pueden ser programados y dirigidos por un mismo y si aplicas la pericia y la confianza del timonel para ir corrigiendo la deriva, aunque la travesía pueda resultar complicada, conseguirás alcanzar al fin el puerto deseado, o sea el objetivo perseguido.

 

 

P. ¿Creéis que las circunstancias sociales y políticas que habéis  vivido, han tenido influencia en vuestra vida?¿Qué ha significado la ética para vosotros?

 

R. Nuestra respuesta es afirmativa. Más aún, las circunstancias mencionadas continúan jalonando los episodios y períodos de nuestras vidas, no podemos sustraernos a su influjo y es precisamente la ética, la medicina preventiva y curativa que utilizamos para desarrollar nuestro papel en el  “gran teatro del mundo “ en el que nos ha tocado vivir.

 

 

P. Einstein decía que "La vida es una especie de bicicleta. Si quieres mantener el equilibrio, pedalea hacia delante".Cuándo os comportáis de acuerdo a lo que pensáis ¿os surgen  algunos conflictos personales, o ello hace que os sintáis mejor?

 

R. Einstein también afirmaba: “Un hombre debe buscar lo que es y NO lo que cree que debería ser“.  Siempre procuramos que nuestro comportamiento se corresponda con nuestro ideario. No nos inquieta  el “qué dirán “; tampoco tenemos evidencias de haber generado conflictos por ello, si acaso haber constatado criterios distintos que por supuesto, como no podía ser de otra manera, hemos respetado. De esa manera alimentamos nuestro equilibrio emocional, es decir nos sentimos bien con nosotros mismos. Si vivimos vidas que no son las nuestras, moriremos desconcertados.

 

 

P. La madurez viene con la experiencia, no con la edad.¿ Qué os ha mantenido firme ante las dificultades? Qué es lo que haríais diferente en vuestra vida si pudierais volver a vivirla?

 

R. Pero a medida que vas cumpliendo años, se enriquece tu experiencia; por lo tanto la edad si es un  factor importante para alcanzar la madurez. Naturalmente existen excepciones. Nuestras ideas y nuestro modo de vida se encuentran siempre condicionadas por la fecha de nuestro nacimiento.

 

Nuestra convicción sobre lo trascendente y nuestro espíritu cristiano han constituido los pilares que nos han ayudado a superar dificultades o al menos atenuar sus efectos perniciosos. También, estar convencidos de que puedes contar con la ayuda y la cercanía de alguna persona amiga, aumenta nuestra seguridad para acometer con éxito la resolución del problema.

 

Si tuviéramos la oportunidad de volver a vivir nuestra vida, no efectuaríamos cambios sustanciales. Por supuesto podemos haber tomado en ocasiones decisiones equivocadas que tal vez habría sido aconsejable decidirlas de otra manera, pero ninguna que recordemos afectando de manera importante a nuestras vidas.

 

 

P. En la segunda parte de El Quijote, capítulo XXV, podemos leer: "El que lee mucho y anda mucho, ve mucho y sabe mucho". ¿Creéis que enriquece el conocimiento de la vida esta frase?

 

R. Sabio consejo. Claro que lo enriquece; con el regalo adicional de vivirla de una manera más grata, más placentera. Nosotros lo cumplimos modestamente en el caso de la lectura (yo ahora tengo entre manos “ Biografía del Silencio “ de Pablo d´Ors, recomendable ; Maruja lee “Una pasión rusa“ de Reyes Monforte, apasionante relato del matrimonio formado por el extraordinario compositor Serguéi Prokófiev y Carolina Codina, Lina, nacida en Madrid).En cuanto a los viajes, yo lo he realizado más por motivos profesionales, pero juntos también hemos disfrutado con visitas a lugares y países encantadores. Eso sí, hemos peregrinado a Roma, a  Tierra Santa y a Caravaca de la Cruz. Bueno y hemos cumplido   ¡¡con ver “toros en  El Puerto “¡!! siguiendo el consejo de Joselito, porque si no  “no sabes lo que es un día de toros“ ¡ja, ja!

 

 

P.  ¿Qué es la soledad? - pregunta El Principito-. Es un reencuentro consigo mismo y no debe ser motivo de tristeza, en un momento de reflexión. ¿Qué ha significado la soledad en vuestras vidas?

 

R. Pocas veces hemos “sufrido“ la soledad en estricto sentido, en sentido físico, en nuestras vidas. Dentro y fuera del domicilio hemos compartido juntos, gracias a Dios, alegrías y disgustos. Superamos sin desgarros, mi estancia en Barcelona, por mi responsabilidad de la dirección de Honeywell en esa ciudad. En cualquier caso, la soledad voluntaria, aislarse en espíritu para desarrollar la gimnasia de pensar, no solo resulta bella y placentera, sino que nos enseña a convivir con nuestro ser y ayuda a descubrir nuestros horizontes para la pareja.

 

La soledad no deseada por la pérdida de tu pareja, resulta muy complicada de aceptar y de adaptarse. Solo la trascendencia y la fé  pueden ayudarte. Queremos traer aquí  unas escenas  cautivadoras de la película  “Tierras de Penumbra “. Cuando llega el momento de la despedida, abrazados, la esposa le dice al marido: ”EL DOLOR DE ENTONCES ES PARTE DE LA FELICIDAD DE AHORA.  ESE ES EL TRATO.“En los días posteriores al fallecimiento y paseando con un hijo pequeño por el campo, el marido le dice al niño: “EL DOLOR DE AHORA, ES PARTE DE LA FELICIDAD DE ENTONCES. ESE ES EL TRATO”.

 

 

P. ¿En qué sentido la actividad profesional que habéis ejercido ha facilitadovuestro desarrollo como persona?

 

R. La responsabilidad de dirigir a otras personas ha incrementado mi capacidad de saber escuchar, de potenciar mi empatía, de prestar ayuda y colaboración si lo estimaba necesario, de aconsejar y también de exigir si era necesario hacerlo. Por otra parte la necesidad de tomar decisiones, ha fortalecido la confianza y seguridad en mí mismo. He aprendido a analizar las situaciones y a ponderar con anterioridad las repercusiones. En el capítulo de la enseñanza, me ha enorgullecido el poder transmitir conocimientos a los alumnos y he salido enriquecido con el magisterio y pedagogías desarrollados.

 

 

P.  Dentro de vuestras prioridades en la vida, ¿qué lugar ocupa la familia?

 

R. Se adelanta con presteza María Fuensanta, más que una prioridad yo diría que se trata de nuestra razón de ser. La familia para nosotros ha tenido , y tiene , prioridad sobre otras muchas cosas. Aceptamos el desafío y a él hemos dedicado todos nuestros esfuerzos sin reparar en sacrificios. Hemos tratado de que en nuestro hogar se respirase con naturalidad, el amor, el cariño, el espíritu cristiano, el respeto y la generosidad; pero también si era necesario la disciplina y ¡“las regañinas”!

 

Hemos pretendido que nuestro hogar no estuviera huérfano de referentes e ideales, porque consideramos que nuestra vida es un camino prolongado en nuestros descendientes. Ellos lo seguirán en todo aquello que hayamos merecido y nuestro anhelo sería que lo mejorasen. Una licencia para terminar, en mi 69 cumpleaños, dice Juan Vicente, nuestro nieto mayor Nacho,entonces con 12 años, junto a otros “ piroposme regaló la frase : “mi abuelo no es Capello, pero me ha entrenado como el mejor entrenador del mundo “  ( sic )

 

No nos resistimos, como colofón, a recomendar una auténtica joya cinematográfica  “Dejad paso al mañana “  (Makewayfortomorrow) de Leo Mc Carey, 1937. Plantea una situación que puede resultar de una actualidad sorprendente. El amor inculcado dentro de la familia hubiera podido constituir el único antídoto posible para evitar el drama del anciano matrimonio de la película. Si tienen ocasión no dejen de verla ¡!!!!

 

 

P.  Participáis  o habéis  participado en alguna organización o asociación que suponga la ayuda directa o indirecta a otras personas? ¿Por qué creéis que hay personas que están implicadas en asociaciones u organizaciones de ayuda a los demás?

 

R. No directamente; colaboramos de manera indirecta con algunas de ese tipo de organizaciones. Ocasionalmente si hemos prestado nuestra ayuda anímica y psicológica, física cuando ha sido posible, a personas de nuestro entorno que lo han pasado mal por diferentes y variados motivos; hemos tratado de reconfortarlos, de estar a su lado: lamentablemente no siempre el éxito nos ha acompañado. En cuanto a la segunda pregunta y sin olvidarnos de misioneros y misioneras, nos resulta imposible racionalizar esa encomiable y generosa actividad. Simplemente se trata de gente de gran corazón; encuentran en el amor al prójimo la fascinación misteriosa para poder vivir. Viene muy bien aquí recordar con San Agustín :  “ Ama y haz lo que quieras. Pasa a la acción. Si está dentro de ti la raíz del amor, ninguna otra cosa, sino el bien, podrá salir de la raíz “.

 

El Semanal de la Mancha • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress