Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
F.J. Parras
Domingo, 28 de octubre de 2018
Al imponerse en un partido muy disputado por 59-48 al Grupo 76 Alkasar

El Colegio Santísima Trinidad se llevó la victoria del derbi local cadete

Guardar en Mis Noticias.

Buen ambiente y mucho público en las gradas del Antonio Díaz-Miguel.

El equipo cadete masculino de baloncesto del colegio Santísima Trinidad de Alcázar, se llevó la victoria en el derbi local de la tercera jornada de la liga regional cadete. En un partido muy disputado, en el que ambos conjuntos dieron todo lo mejor de sí y estuvieron extra motivados, los de Antonio Paniagua supieron reponerse al magnífico arranque de partido de los de Ángel Ramón Martínez para llevarse la victoria final por 59-48.

 

Buen ambiente de baloncesto escolar en el Antonio Díaz-Miguel en la jornada matinal del sábado, frente a frente se medían los dos equipos de la categoría cadete regional de Alcázar, en un apasionante y atractivo derbi en el que ambos querían ganar. Desde el salto inicial se vieron a dos equipos extra motivados, pero fueron los jugadores del Grupo 76 Alkasar, los que mejor iniciaron el partido, mucho más metidos y con mayor acierto para lograr las primeras ventajas en el electrónico.

 

Los de Ángel Ramón Martínez y Luis Ángel Requena anotaron con gran facilidad en estos primeros minutos, cogiendo las primeras ventajas, hasta llegar a ponerse con un 3-10. Poco a poco, los chicos del Colegio Santísima Trinidad fueron recortando diferencias y se pusieron a uno al final de los diez primeros minutos de partido. Los de Antonio Paniagua aumentaron su intensidad defensiva, taponaron y rebotearon, para meterse en la disputa del partido.

 

Bonito fue el duelo bajo aros entre Antonio Pola y Alonso Román, o en el perímetro entre Carlos Monreal y Javier Úbeda, y la aportación de prácticamente todos los jugadores que participaron en el partido, quienes ofrecieron un bonito espectáculo en un partido de cantera escolar, dejando muestras de su buen hacer.

 

Nada más comenzar el segundo cuarto, los trinitarios se pusieron por primera vez en el partido por delante, ante un Grupo 76 Alkasar que desde el  4,60 volvió a darle la vuelta al marcador 13-14. Con un triple desde 8 metros de Carlos Monreal, el Colegio Santísima Trinidad empató a 16, pero Daniel, volvió a anotar para el 16-18.

 

Fue entonces donde apareció Alonso Román con dos canastas consecutivas y un gran trabajo defensivo sobre Antonio Pola, uno de los jugadores más destacados del partido por su físico y su aportación a su equipo, el Grupo 76 Alkasar durante todo el partido.

 

Eran un momento de intercambio de canastas que hacía que el marcador avanzara con alternativas e igualdad, Pola imponía su físico bajo los aros y mantenía cerca en el marcador a su equipo, ante un Colegio Santísima Trinidad, que con un parcial de 8-0, con cinco puntos consecutivos de Álvaro Pintor, lograba la máxima ventaja a su favor del partido +8 32-24. El Grupo 76 mostraba el buen hacer de muchos de sus jugadores y la Trinidad, con los efectivos que disponía, intentaba “trampear” con defensas alternativas para frenar a los mejores anotadores de su rival.

 

El Grupo 76 Alkasar, de la mano de Alberto Quirós, recortó la desventaja, pero dos robos consecutivos de los de “Pani”, el segundo a 20 segundos del descanso, permitieron al Colegio Santísima Trinidad, anotar dos canastas fáciles para llevar la renta a su favor a los diez puntos 36-26. En la última posesión de la primera mitad, el Grupo 76 Alkasar movió muy bien el balón, para que éste, le llegara a la línea de tres puntos a Antonio Pola, quien en un lanzamiento frontal desde el 6,75 m, logró un gran triple que dejó el electrónico en 36-29 al término de la primera parte de un partido con mucho por jugarse.

 

En el descanso, Ángel Ramón Martínez cambió radicalmente la defensa y planteó una zona 2-1-2 que dificultó y frenó la anotación de los de Antonio Paniagua. A partir de entonces el electrónico avanzó muy lentamente y con cuenta gotas y las defensas de ambos conjuntos se impusieron a los ataques.

 

El Grupo 76 Alkasar lo intentó pero solamente pudo recortar y anotar 1 puntos en 2 minutos y medio, por ninguno de su rival. La precipitación y los nervios, llevaron a ambos jóvenes conjuntos a los errores, hasta que un nuevo triple de Carlos Monreal puso el 39-30.

 

En cinco minutos y pico el balance anotador del tercer cuarto era un pobre 3-3, 39-32. Fue entonces cuando en las últimas posesiones de este tercer cuarto, Arturo y Carlos Monreal con una canasta y un triple pusieron el 46-34, un +12 con el que el Colegio Santísima Trinidad, buscaría la victoria de un partido ante un Grupo 76 Alkasar que no iba a bajar los brazos e iba a luchar hasta el final.

 

Así, fue, Daniel anotó un triple para poner a su equipos a 9 a falta de 7:40 y dar esperanzas de remontada al Grupo 76 Alkasar, pero Cristian desde el tiro libre y Arturo, tras robo, llevaron un +14 al electrónico 54-40, que obligó a Ángel Ramón Martínez a agotar sus tiempos muertos a 3:18 para el final. La quinta falta cometida por Antonio Pola, terminó de mermar las pocas posibilidades de remontada del Grupo 76 Alkasar.

 

Con el partido decantado a favor de los de Antonio Paniagua, Arturo anotó a 3 segundos para el final para el 59-46 y Javi Úbeda recibió falta y anotó con seguridad los dos tiros libres para dejar en el electrónico un 59-48 final. 

El Semanal de la Mancha • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress